El metiche de marras

lo mirable del thurmasthell aquel

Loading...

Tuesday, December 23, 2008

Ediciones El Perro lanza...

un nuevo título, propiedad de un poeta con graves problemas en su sistema límbico.
El libro de marras se llama: "LSD (Lazos de Suicidio y Derrota)"
Ramón Ayala Martínez recurre al borbotón de imágenes aparentemente inconexas que consiguen, mediante un complejo juego de interpolaciones, dejar la sensación de un viaje de diversas tonalidades que llevan en sí el cometido de inducirnos a determinados estados de ánimo y conciencia.
Dicho de otra manera:
El libraco está denso, como el muchacho que se puso a delirar con las palabras y acabó por darme a mí la lata durante varias semanas para que terminara el libro en un plazo menor al que le había fijado.
Si así fuera yo con Rodolfo, mi propio libro: "Ahora que somos tantos", hace meses que habría visto los estantes de las librerías.
en fin.
El libro se puede adquirir conmigo, o pasando la voz y solicitándolo... conmigo.

chale.

Cualli tonal, radiocaquique na estación Xochipitzahuac.

Desde hace año y medio soy el conductor emergente en un programa de corte indigenista. Aunque de ese tema no soy más que un lego, lo cierto es que la gente que se ha contactado conmigo afirma que le gusta la programación.
Esto del indigenismo tiene sus bemoles, sus detractores y sus fanáticos. Cada quien con su punto de vista y cada uno con la convicción de su certeza.
Yo, como no soy un convencido de nada, bien puedo transitar por esos caminos con más o menos sinceridad y decoro.
Mañana estaré grabando el último programa del año y espero que el siguiente año me traiga mejores luces al respecto de la recuperaciòn de la lengua nahuatl, de las tradiciones y costumbres, y de las alternativas a encontrar y aplicar para defendernos de esta pesada carga que es sobrevivir en el actual sistema económico mundial.
para aquellos que deseen escuchar el programa, les dejo el horario y la frecuencia:
Estación Xchipitzahuac
Sábados, 11:00 hrs.
Radio Universidad, 99.5 FM
www.radiouniversitlax.com
tels. en cabina: 01 246 4663454 y 01 246 4663790

Por su atención: Cenca Tlazohcamati!

Friday, November 28, 2008

Con la angustia a flor de piel

Posiblemente sea otro día cuando siga con el recuento de cosas de manera cronológica.
Lo que hoy quiero hacer es consignar mi estado de ánimo después de ver a esta banda francesa llamada Silencer.
Hasta hace cosa de nada no me había interesado saber más de lo que se denomina Suicide Black Metal, género que por lo menos hoy me ha espeluznado. Ciertamente la voz de este personaje me ha dejado más helado que aquellas cintas de horror que me gustan tanto.
Bueno, a ver si les interesa, les dejaré el lick para que le echen un vistazo.
http://es.youtube.com/watch?v=7kDuGlw2NUo

Tuesday, November 25, 2008

Con el gusto dos meses después

hace más de dos meses que no entraba a escribir nada a este sitio.
No es por falta de ganas, no es por hueva.
Es que me estaba regodeando en el gusto que me dí a expensas del preciso de Totolac, aunque en realidad fue a expensas de la cuenta de ahorros de Ángel.
a ver, les cuento.
Desde que trabajaba en el ITJ, y después cuando viví por el Centro Expositor, siempre que pasaba por el tunel se me antojaba haber vivido mi adolescencia nocturna por esa zona. Los muros de mosaico grafiteados, la desembocadura del tunel que lleva a puros baldíos, la escasa iluminación de la zona y los cascarones de coches viejos que hay por ahí me hacían imaginar esos escenarios del heavy metal ochentero.
Y es justo ese deseo el que no se me había quitado: ¡hacer una tocada underground ahí en el mero tunel!
Total que para no hacerselas cansada, el 10 de octubre se me hizo.
Organicé una tocada con cinco bandas de metal cabrón! Pleyades, Septicem, Kill is my name, Armagedon, y Momias Twist.
la tocada estuvo de pelos, un buen de banda, muchos conocidos, yo bailando toda la noche, gritando mi felicidad ante el micrófono, que para eso era el conductor designado. jejeje.

ya saben que soy medio desfasado, así que fotos y videos, no prometo ponerlos pero lo voy a intentar.

mientras tanto, parece que la idea estuvo buena porque por ahí vi al mismo preciso de Totolac tomando fotos y sonriente asegurando que el evento le había gustado mucho. días después me lo encontré y me dijo que había tomado excelentes fotos y que estaba pensando en ampliarlas y hacerse una exposición.

a ver.

Thursday, October 09, 2008

ese cuentero de pueblo!!

Ayer, y los días anteriores, anduve en algunas escuelas del municipio de Totolac contando mis cuentos.
Ah, que padre es contemplar las caritas de los niños cuando el cuento les está gustando. Y que duro es cuando a las primeras de cambio se distraen, lo que me hace comprender que el cuento es malo.
Los cuentos que han pasado la prueba:
La noche del monstruo
Don Cuino y la canica
Caminito de la escuela.
Caballocamello
El planeta de los piojos.

por lo que ahora, ediciones El Perro promete publicarlos antes de que se termine el año.

Se aceptan precompras y apartados.

ya que estamos...

acabo de adoptar aquella mascotita virtual y no sé ni que fregados debo hacer con ella.
acabo de meterme a organizar tocadas y no sé cómo fregados solventarlas.
acabo de tramitar la construcción de mi casa y no sé cómo fregados pagarla.
acabo de regresar del mercado y no sé cómo fregados se me pudo olvidar el pollo.
creo que en cada una de estas cosas tendré que improvisar y ejecutar sobre la marcha.
al fin que no es la primera vez.

jejeje.

lo chido de la vida diaria es que no es necesario saber como va a terminar el día. Uno se puede levantar con un plan preconcebido y por la noche notar que nada de lo planeado fue realizado.
Pero qué diablos, eso es lo padre de despertar día con día, no saber qué pasará. de saberlo, ¿qué caso tendría salir a la calle? Nos quedaríamos con lo sabido a rumiar nuestra vida en cama... sin vivirla.

Minotaurosis

Sunday, September 14, 2008

Hace un año...

por estas fechas me estaba quejando de las festividades patrioteras con elementos extranjeros.
Y la pregunta de hoy es:
realmente somos independientes?
ya somos independientes económicamente, culturalmente, socialmente, estadísticamente?

Wednesday, September 03, 2008

¿Cuánto cuesta tu trabajo?

Cuando usted sale de la oficina, del taller, de la sala de juntas, de su lugar de trabajo pues, y decide que es hora de un cafecito, un helado, una botana o un tentempié, de estar en amena charla con los amigos, con las amigas, con los curiosos que pasan a su lado porque la mesita está al aire libre, y de repente se le aparecen artesanos, bordadoras, labradoras de madera, músicos de banqueta, pedigüeños y niños vendedores de chicles, ¿Cómo los recibe? Les compra algo, los aparta amablemente, les dice no gracias, ahorita no, los mira de arriba abajo y no dice nada, o de plano, como pude ver anoche al pasar por el portal grande, Los corre sistemáticamente como quien se aparta las moscas del pastel y luego profiere en voz alta mirando hacia su interlocutor pero dirigiéndose a la persona que acaba de ofrecerle su producto. No les des nada, no les compres nada, que trabajen, ya no les fomentes la vagancia.
¿Usted suele reaccionar así? Bueno. ¿Se ha preguntado cuales son las opciones de trabajo de esas personas? ¿Ha pensado realmente si se dedican a eso por falta de opciones o por decisión propia? Y en última instancia, ¿qué nos autoriza a menospreciar el trabajo de los demás?. Porque vale tanto el esfuerzo que realizan unos en las oficinas que otros en los talleres. Unos ante una computadora y otros con la aguja y el hilo. Unos ante el teléfono y otros con la gubia labrando escenas en un trozo de madera.
Cada Trabajo, por pequeño que sea, es una opción válida de vida y de identidad que intenta, en la medida de las circunstancias, insertar a su ejecutor a la dinámica social que le toca vivir. Curiosamente a nadie se le ocurre cuestionar objetos de origen idéntico siempre y cuando los vean en los escaparates. Entonces sí, sin chistar, el consumidor adquiere el objeto exótico a un precio 300 veces superior al que le fue adquirido por el artesano inicial.
Les juro que esas personas no tienen roña, yo he sido muchas veces parte de ese contingente. Les juro que si por ellos fuera, pondrían sus artesanías en un aparador bonito para que vinieran los turistas y los llevaran a sus lugares de origen a presumir a sus amigos lo adquirido en un pueblito llamada Tlaxcala.
Pero no les queda y no les dan opción más que hacerlo de esa manera.
Y si no nos interesa comprar, por lo menos no los menospreciemos.
No se vale.

Inseguros hasta de nosotros mismos

Hace días se reunieron con gran bombo y platillo gobernadores de varios estados del país con Fecal en Palacio Nacional. La gran nota es que ahí estuvo Marcelo Ebrard. Todo organizado para dejar ver que finalmente van a “trabajar” para abatir la impunidad en la que han operado los malos.
Lo que no logra el asesinato de dos locutoras indígenas a manos de militares, las masacres de campesinos en Chiapas y Chihuahua, los movimientos sociales en Atenco, guerrero y Oaxaca, las anónimas muertas de Juárez, los secuestros tradicionales orquestados en Tenancingo y cientos de casos poco ventilados en los medios, lo logra un apellido empresarial.
Ahí tenemos entonces la fórmula. Si queremos que el gobierno haga algo, hay que dirigir las baterías a los aliados del poder: los empresarios.
Ya es hora de dejar de criminalizar al pobre por ser pobre, al desesperado por recurrir a medios poco ortodoxos con tal de llamar la atención a sus demandas de justicia, y aceptar por fin que en México, la justicia siempre ha estado al servicio del dinero y a las argucias legales de poderosos sin escrúpulos.
Sólo así se entiende que a líderes sociales se les den cien años de cárcel y a funcionarios del congreso se les otorguen amparos para no informar de sus posesiones. Que a los gobiernos de Puebla y Oaxaca se les ratifique en sus cargos a pesar de las evidencias en su contra y a sus detractores se les encarcele bajo argumentos absurdos.
Ya es hora, carajo, de que entendamos que esta mal llamada democracia es un juego perverso que lo único que hace es fomentar ese círculo vicioso en el que por más carreras de ratón en cilindro, no podremos cambiar.
El cambio no es posible marchando; si, como atestiguan los medios noticiosos, mientras una familia anda en la manifestación, los secuestradores de su hijo alistan el plan para sacarles sus setenta mil pesos.
El cambio es recuperar el poder del ciudadano sobre las decisiones a puerta cerrada de aquellos que para colmo, deciden cobrándonos por hacerlo.

Una mentadita por amor de dios

¿Cómo se planea una vida?
¿Cómo sabemos cuando hay que capitalizar una idea, una actitud?
¿Qué tanto un ideal debe ser sacrificado para permitirnos vivir en este sistema?
¿Y si no existen los ideales y en su lugar sólo hay pretextos?
¿Cómo saber reconocer un pretexto y separarlo del sentido del ridículo, de la comodinidad, de la cobardía y la inercia?
¿Cómo le decimos a la opinión que de nosotros tienen quienes nos conocen y nos quieren, que sí podríamos hacer lo que sugieren sin sentirnos derrotados, o manipulados, o poco comprendidos?
Y ya encarrerados, ¿hay una fórmula para esquivar las pataletas adolescentes que no hemos superado?
Los que ya lo lograron ¿cobrarán mucho por enseñarnos, que no sea muy caro por favor y que no me ofrezcan tranquilidad estática de aquí en adelante?

¿Por qué si ella tiene razón siento que al mismo tiempo me está chantajeando?
¿Aceptando acaso que soy miope, mediocre, dejado, comodino, que prefiero que mi unión se desmorone antes de poner la espalda para que el cascajo caiga sobre mis hombros mientras mis manos sostienen el techo resquebrajado?
Y una vez aceptado ¿qué sigue?
Así de imbécil y egoísta y estúpido me estoy portando. Así de cobarde y estéril es mi reacción ante la sugerencia patinada de advertencia que ella me ha hecho.
Y a pesar de todo me ama.
Qué ojete, que desgraciado, que poca madre la mía por ver a lo que ha llegado y yo nomás con el remiendo de actividades que para colmo se han alejado de lo que yo presumo ser.
Porque mis últimos movimientos en pos del dinero no son ni mucho menos mi especialidad, son parches de una vida lerda, son afanes de prolongar otro poco la ruindad en que mi existencia parásita se ha convertido. Son ganas de estar fastidiando, o la falta de ganas por hacer algo digno de tomarse en cuenta.
Es miedo, es rencor, es apatía, es valemadrismo, es charlatanería, es un poco de todo y es quizá un problema síquico o neuronal o visceral o es otro pretexto; pero es algo que, lo juro, me ha costado muchísimo erradicar, a pesar de que para ustedes sea tan fácil, tan evidente, tan ahí, a tiro de piedra.
Es algo que no me enorgullece, es algo que me hace sufrir, no con un sufrimiento exhibicionista, sino con uno atenazador, oprimente, paralizador. Lo que me lleva a una espiral de tragedia, porque es precisamente esa parálisis, esa inamovilidad la que me ha llevado a esta situación.
Ay carajo, a veces, imbécil que es uno (y yo creo que ahí es donde radica el meollo del asunto), pensando y dándole vueltas, parece más sencillo y más dramático y más como espectacular y aleccionador y como una pequeña venganza infantiloide, la idea de morirse, suicidarse; o acabar en la calle astroso y cagado y meado y absolutamente apiltrafado parece más sencilla y más viable y más a la mano, que esforzarse y dejar de lado atavismos y decir: hoy me levanto y chingue a su madre, trabajo duro y me hago de esto y aquello y a los compromisos que me estorban simplemente les digo que se vayan a la chingada y ante todo está mi necesidad y mi pareja y yo, y lo demás me vale madre.
Y entonces, decir: me vale madre arrasa parejo y se lleva entre las letras y las horas desperdiciadas precisamente aquello y aquella por la que el esfuerzo valdría la pena.
Si alguien, que no cobre la terapia, que entienda lo que escribo, tiene la amabilidad de venir y mentarme la madre y patearme el culo y raparme las hippies mañas y dejarse de apapachos perjudiciales, neta que le estaré agradecido.
Porque de otra manera, ante la cantidad de pendejadas que he hecho, ya valí madre.

Sustituyamos el nombre del amor por algo màs comprensible y menos manoseado y menos rencoroso y menos absurdo

De manera sesgada, casi inconfesada, muchas veces me he dicho a mí mismo que en realidad no estoy enamorado. Que a lo mejor nunca lo he estado. Me lo digo porque, ahora que más o menos entiendo de letras, de metáforas, de interpretaciones poéticas de las emociones y sensaciones del cuerpo, no he encontrado nada en mí que se parezca, aunque sea de lejos, a esas floridas descripciones de los románticos y enamorados que dejan el alma en cada carta, en cada misiva y en cada acción realizada para la pareja. He escrito muchas cartas, la mayoría cargada de frases contundentes cuyo esperado desenlace puedo adelantar. Pero jamás me he sentido auténticamente impelido a realizar esos actos heroicos que suponen el verdadero amor, sea cual sea. Constantemente veo casos y notas donde el amor no es sólo palabras, sino actos. Y al cuestionarme si yo sería capaz de realizarlos por mi pareja acabo aceptando que no, jamás, ni loco… o ni enamorado.
Digo todo esto confesando otra vez que no sé si es realmente amor lo que me une a ella, u otra de esas plácidas rutinas que adoptamos a lo largo de nuestra vida y conscientemente disfrazamos de sentimientos.
Pues bien. En los días anteriores algo ha ocurrido (no daré detalles porque son demasiado míos y por más que quisiera, no puedo confesar), que hizo que ángela se enojara tremendamente conmigo. Ya otras ocasiones se ha enojado. La he visto realmente mal. ¿Y saben que? Me perdona siempre. Algo de lo que ella siente por mi, y que yo no alcanzo a sublimar, es lo que la impulsa a pasar por alto mis estupideces. Ella me ama. Yo me siento ligado a ella indisolublemente. Pero cuando pienso en la palabrita, por más que intento, no consigo admitir que sea amor. No lo entiendo. No asimilo el concepto y por lo tanto no me dejo envolver por su pretendida magia.
Bueno, retomo el relato. Entonces ella se enojó conmigo. Ya hace dos días que no me habla. ¿Y saben otra cosa? Me afecta mucho. No en el sentido de que me entristezca o sufra. Pero me he dado cuenta de que las cosas como que pierdn su chiste. Como que salir a rolar no tiene la misma emoción. Como que las mujeres, a las que siempre veo con cierto gusto y morbo y deseo y todas esas suciedades, ahora no me parecen atractivas. Algo amarillea el panorama. Y sólo porque ella no me dirige la palabra ni me da un beso al salir ni me toca al acostarnos ni me cuenta como le ha ido en la escuela, ni se ha querido comer las cosas que preparo en el desayuno.
Me siento extraño, algo falta, algo se me desmorona. Algo que me niego rotundamente a llamar con aquella palabra deshilachada pero que en vista de su ausencia no encuentro con qué sustituirla.
¿Qué nombre le pondré?

Thursday, August 21, 2008

y para no variar

ya estoy en pleno convencimiento con gente de Tepatlaxco, Chiautempan; y de Tlacocalpan, comunidad de Amaxac, para coordinar una serie de talleres literarios y de otras ondas de artes aplicadas.
No les digo? uno que se mete a usurpar lo que otros no quieren o les da hueva o no se les dan las condicione$$.
como sea.
Saben una cosa? Hace dos horas estaba comentando con unos amigos acerca de las motivaciones de la gente para estudiar y capacitarse.
Acabamos por concluir que la mayoría de la gente estudia con la finalidad de aplicar lo aprendido en proporción directa a una remuneración. Por eso se sobresaturan las carreras de medicina, derecho y contaduría, porque dicen que ahí está la lana.
Ya no se estudia como en siglos pasados, donde el alumno aprendía lo que quería aprender por el gusto de aprenderlo, no en función de qué tan benéfico económicamente resultaba.
Bueno, eso quiero creer.
Por eso, algunos aprenden por el puro gusto de aprender; y otros, en cuanto aprenden algo, corren a enseñarlo a otros y de esta manera tratan de extender esa red de conocimientos procurando transmitir esa misma emoción que se siente al saber algo nuevo.
así que, bien o mal, lo que yo ando regando por aquí y por allá es ese enorme placer que se siente al aprender, hacer, crear, y transformar materiales hasta otorgarles vida.
eso es:
hacer lo que hago me da vida.
y la vida no la quiero tener que comprar de la misma manera que el grueso de la población.
No siempre.

Tuesday, August 19, 2008

esto debió aparecer hace cosa de un mes, aquí va de nuevo

hace meses compramos un vocho azul.De entonces a la fecha hemos venido maniobrando con cierto temor a meternos en problemas.Hasta ahora los principales han sido raspones dados a sus salpicaderas merced al recién iniciado aprendizaje de Ángela en estos menesteres de la conducción.Pero el más grave tiene que ver con un rayón que le dio a un cochecito del tono de moda.Al paso que vamos, el vocho tendrá que ver sustituidas sus salpicaderas por otras adquiridas en el deshuesadero.O acabaremos siendo nosotros los deshuesados.

Saturday, August 16, 2008

pasado mañana es mi cumpleaños

Y por si alguien (jeje, vana ilusión)
Leyera este mensaje antes del 18 de agosto, pues le agradecería de todo corazón y todo hígado el que así me lo hicieran saber.
A veces leo otros blogs, esperando encontrar afinidades, cosas interesantes, datos sorprendentes. A veces busco fotos, pinturas, trabajos artísticos a los cuales envío comentarios.
Otras veces me encuentro blogs con un contenido similar a este y me digo, si este cuate escribe sus andanzas anodinas igual que yo, por qué recibe quinientas visitas mientras que yo no? Y luego pienso en la red de amigos que se teje merced a diversos factores: simpatía del mencionado, una gran capacidad de socializar, una extensa red de conexiones de gente más activa en esto del internet.
Bueno, hay tantas cosas. Es como el asunto de los escritores, que de repente veo que publican aquí y allá y, honestamente, sin querer ser rencoroso, su trabajo no me parece tan bueno. La clave es la capacidad que tienen de relacionarse.
No me estoy tirando para que me levanten, sé que seguramente todo es mi culpa por no procurar estar presente o no enviar a más lugares mi trabajo.
Bueno, en todo caso, lo que he hecho me deja tranquilo y en el momento oportuno estaré en esos sitios que me hagan sentir aparte de tranquilo, orgulloso.
Vaya esto entonces como preámbulo para que ustedes que han leido esto me digan algo alrededor de la fecha de mi cumpleaños número... ¡híjole, ya estoy para la crucifixión!

hombres de barro

hace una semana terminó un taller de modelado en barro en el que estuve como moderador. Aunque me decían maestro, no lo soy ni de lejos, dado que el barro recién y muy por encima lo domino.
El martes terminé otro en el que moderé el trabajo de unos niños de cuauhtenco en pintura y reciclado; nuevamente, la pintura se me da por encimita aunque eso sí, el reciclaje lo domino un poco más.
El asunto aquí es que la gran mayoría de las cosas que he venido realizando las aprendo sobre la marcha; y aunque hasta ahora no he visto ni me han comentado acerca de una mediocre enseñanza, lo cierto es que a veces siento que alguien, en algún lugar estará comentando algo acerca del Ipatzi que se anda metiendo donde no debe. O que debería ser otro con mayor experiencia y credenciales el que de los cursos en cuestión.
Pero es que el varo es nefasto, y si de esta manera puedo agenciarme una lana, pues que pedo no?

Monday, July 07, 2008

carne para pintar

desde hace unos días me he estado obsesionando por una puta de la vía corta a puebla.
Todo comenzó porque en el taller del primo sixto tuvimos a una modelo de carnes flojas desnudándose para ser pintada. Ángela estuvo conmigo y después, merced a cierto conocimiento en materia de sitios de prostitución comenzamos a juguetear con la idea de contratar a una puta gorda para que nos vaya a modelar.
En una de esas, regresando de Puebla, vimos sobre la carretera, justo frente a una barda con el letrero de "se vende", una hilera de prostitutas a cual más excedidas de medidas, años y otros sintomas de desgaste. de entre todas ellas me llamó mucho la atención por sus cuuuurvas, una morena de senos del tamaño de su cabeza.
inicialmente platicamos sobre el contratarla para que fuera a posar al taller. Pero ultimamente hasta me he soñado en poses sexuales con ella que de seguir así, probablemente no tenga más remedio que ir a contratar sus servicios...
como modelo.
Algo que aprendí leyendo "El año que trafiqué con mujeres" es que aquellas putas que te serán de utilidad para tu trabajo, debes mantenerlas alejadas de tus instintos, aunque te derritas de antojo.
ah, pero eso si, una vez obtenida su silueta, no garantizo que el cuadro, la foto, el esténcil o lo que resulte, yo lo vaya a respetar.

advertidos quedan.

Tuesday, June 24, 2008

verano pelibroso

haciendo alusión a un programa de lectura del df, este verano se presenta cargado de insistentes proyectos editoriales, ojalá no acaben cebándose. Mientras esos se concretan, tengo la agenda llena para cursos de diversa índole. Espero que al final me salga lo suficiente para mi tantas veces postergado viaje a Cuba.
Ya veré.

Thursday, June 19, 2008

Murales de chapopote


una de las primeras acciones que se planteó el comité... aquel, fue la pinta de un mural colectivo frente al congreso del estado. No voy a contar la cantidad de trabas que surgieron; sí en cambio, lo bien que la pasamos entre gente de Argentina, Brasil, Venezuela, el DF, Puebla y Tlaxcala. Entre los espectadores y entre gente que se acercaba y preguntaba y se tomaba fotos y llevaba entre las manos uno de los periódicos que con ilustracónes del Fisgón se estuvieron repartiendo.

el resultado fue un mural colectivo de quince metros de largo por dos punto veinte de alto. Los diferentes estilos de los muralistas se conbinaron de una manera perfecta y en los lapsos de descanso fue estupendo el intercambio de comentarios, de técnicas y de posturas en torno al petróleo. Los que llegaron también son originarios de países petroleros, entonces, por supuesto que tienen sus propias experiencias y opiniones al respecto.

les dejo aquí algunas fotos de este mural, y espero subir más en sesiones futuras.

jeje, el sujeto del sombrero es el trozo de mural que hice yo, el de la torre ardiendo es de Chuntar Chong, un vnezolano, y el de la sirena es de un poblano cuyo nombre no recuerdo.

Monday, June 02, 2008

Pingos con dinero en la escuela de paga

la educación está supeditada a la capacidad financiera de los padres de familia. En proporción directa, a mayor solvencia monetaria, mayor ausencia de disciplina merced al cliché de que el que paga manda.
Asumiendo el eterno axioma de que con dinero baila el perro, por el hecho de pagar para ser educado los coloca justamente en el espectro contrario. Si deben pagar por algo, es que carecen de educación.

Thursday, May 22, 2008

de filiaciones que nos avergûenzan


Como ya lo había dicho en otro post, uno siente pena ajena cuando ve las discusiones estériles en que se embotellan quienes forman parte de nuestro nucleo ideológico.
En una de esas, me apena decirme artista tlaxcalteca (jaja, pinche clasificación), me apena decirme rockero (pinche nivel de estulticia a que ha llegado el género), me apena asumirme de izquierda (pinche decadencia ideológica y moral de lo asumidos como tales).
Me apena hasta ser cuestionado por los compañeros del gremio (porque qué pinche locutor tan maleta he resultado).
En fin, que para desvanecer un poco la pena, a veces me da por afiliarme a acciones que me hagan la sensación menos pesada, tratando de colaborar en algo a que el entorno sea menos fangoso.
Ayer el maestro Martín Rojas dijo que los pintores no son decoradores, que los poetas no son mensajeros de cursilería, y que los políticos no son omnipotentes. Cada uno debe asumir su papel en la vida y estar acordes con nuestro responsabilidad social y el compromiso histórico.
Bueno, irresponsable como soy, y carente de compromisos como siempre he querido estar, me he sumado a un comité que literalmente andará de puerta en puerta tratando de generar un poco de información al resto de mis semejantes para, presumiblemente unidos, presentar un frente común a esas desgraciadeces que planean las altas esferas de poder.
Algo lograremos ¿no?

Saturday, April 26, 2008

este pinche clima

que hace que una noche ponga otra cobija y al la siguiente de plano quite hasta la sábana.
hace unos días estuve gran parte de la mañana pintando un mural en mi azotea... ¿Que los murales son en los muros? es que este era sobre una manta para luego ser transportado. Bueno, y entonces, en los últimos toques de un licuado de verdes, negro y amarillo para el follaje de mis pinitos, que se me trepa un martillo hasta la nuca y todo giró tan bonitamente que la escalera de caracol me pareció de cienpiés.
Había estado unas seis horas bajo el sol, y a pesar de no haberme sentido quemado ni acalorado, el sol si estaba potente.
Total que mareado y con la sensación de ser el doble de cabezón, bajé cautelosamente y entré a la cocina de mi casa, toda ventilada, pensando en beber un vaso DE agua.
Ultimamente tengo el reflejo automático de, en cuanto cruzo el umbral de mi casa, voy dereco a la televisión a encenderla. Así que me seguí de largo, y justo a medio camino me asaltó un escalofrío tan tembloroso que no tuve más que encogerme diciendo: Pinche frío, ¿de que se trata?
Así nomás, me había insolado. Carajo. Otro pretexto para que al llegar ella me apapachara y se acurrucara junto a mi con su carga de bondad y atenciones.
POr la noche, entre tanta fiebre y sudores fríos y electrolitos y una distorsionada película, se me ocurrieron varios cuentos, de los cuales entre antier, ayer y hoy, he rescatado tres, que de un plumazo ahí están ya en su primera versión.
la próxima semana abriré los archivos y les daré una retocada y se irán ahora a la carpeta de los terminados.
Con sucesos así, seguro antes de que acabe el año estaré cumpliendo con mi editor con otro libro de relatos cortos.
ya les avisaré.

de lo que uno deja de lado

que siempre es mucho; la mayoría de temas nos llegan a parecer comentables, aunque los tales acaben siendo lamentables.
Será por eso que prefiero alzar los hombros cuando me preguntan qué onda con los emos, el petroleo, el PRD, el sindicato y los últimos conciertos.
Y es que de cada cosa que se me viene a la mente, con el paso de los días aquella inicial opinión se va bifurcando, agarrando nuevos caminos y en una de esas, y en unos de esos, he acabado por decantarme por salidas menos oeterodoxas.
Y como a muchos de los que fungen de mis interlocutores circunstanciales no les caería la nota, pues mejor no digo nada.
Porque, ultimadamente, ¿quien le hace caso a las opiniones de los demás? el mundo es un entrecruzar de opiniones sin más objetivo que participar en la bola sin los riesgos que implica la acción. Todos somos capaces de hablar, de hacer saber al de junto que tenemos una mejor solución que Calderón, que Hugo Sánchez, que AMLO, que Héctor Ortiz. Pero que nadie ose retomar mi idea, no sea la de malas y en realidad acabe por desmadrar las cosas. Y en esa consigna vamos de sabihondos por la vida, sabiendo en nuestro fuero íntimo que seguramente nosotros y no otros tenemos la neta agarrada del pescuezo.
Bueno, pero como en mi caso ni mis calcetines puedo acomodar satisfactoriamente, mejor no contesto a pregunta alguna, a menos que sea sobre lo que el mesero me traerá.
por lo tanto, ¡salud! Ahora que la tenemos.

Wednesday, February 27, 2008

Chapulines

Tlaxcala es una olla de chapulines.
Hay un hervidero de saltones, salteadores y saltapatrás en tan diminuto espacio que forzosamente el zumbido llega hasta los confines del tlecuil político.
Cada movimiento hecho por personajes de mediana índole, se convierte en pretexto azuzador para otro de igual ralea. Actualmente ni la sacrosanta cultura se escapa.
Y así sea en Tlaxcala capital, en Tetlanohcan o en Atltzayanca, Tequexquitla y Zacatelco. En todos lados se cuecen habas.
En Tetlanohcan matan a un individuo y encarcelan a seis, y un cabrón azuza al pueblo para que destituyan al presidente municipal.
En Atltzayanca se recibe una lana federal para construcción de un gran centro cultural, y los nuevos funcionarios municipales se la gastan dizque en nómina en lo que les liberan presupuesto. Aunque este dinero se recibió desde noviembre y el presupuesto ya les ha sido liberado, parece que la lana se va a deshilachar como lavada en tequexquite.
En Tequexquitla se presume de presidente “de migrante a funcionario público, él sí sabe de lo que carece el pueblo”. Regatea con avaricia de viejo los apoyos que otorgaba el municipio a madres solteras, a cultura y a abastecimiento de obra pública.
En Chiautempan apenas llegadito y destituyen al presidente municipal y ponen a su suplente, quien de sopetón y sin esperarlo, el poder le queda como piedra al cuello. Beneficiado el ahorcado de tradición carnavalesca, que tuvo tela de donde cortar para disfrazar de juegue el rencor social.
Y en el ITC ni para que decirlo, si ustedes deberán saber como se las gasta don Sabino Yano.
La última declaración que leí en los diarios locales, era, con diferentes palabras: “No tenemos nada, no hemos hecho nada, no hemos planeado nada”. Y eso que desde hace meses andaba muy ufano, hablando de un nuevo teatro (Como si hiciera falta) que complemente al Xicohtencatl. Unos cinco millones que se inyectarían al MAT para proyectos de gran calibre, una mejora estructural de las casas de cultura de los ayuntamientos o tantas otras cosas que en realidad se han venido convirtiendo en respuestas del tipo: No, pues no se puede. No hay presupuesto. Se canceló. El director dijo que siempre no.
Y lo que se comenta de forma paralela es: Pues que el director y sus cojines han estrenado camionetas. El director está remodelando su casa en Puebla. El director ya contrató harto muchacho guapo para sentirse y sentarse a gusto. El director y Calderón se metieron a fuerzas en el comité de seguimiento de Atltzayanca y aquello se va a pudrir y a lo mejor la lana se regresa. El director la neta ni dirige nada.
¿Hacia donde se dirigirá entonces esta ollita de chapulines que es nuestra Tlaxcala?

Puentes

Es emblemática la pasión del mexicano por los puentes. ¿Que un día feriado cae entre semana? Lo pasamos cerca de un sábado o domingo y así nos la pachangueamos dos días seguidos. ¿Qué el calendario escolar, merced a caprichosas fórmulas, nos marca obligatorias suspensiones? Pues entonces acomodamos todo el mes para que de un jalón nos toquen quince días de vacaciones. Antes era casi de dominio exclusivo de los maestros albañiles el hacer “san lunes”, pero ahora ese poder se ha trasladado directamente al otro extremo de la escala económica, o sea, los que menos trabajan y más ganan: los funcionarios públicos; léase, diputados, burócratas al servicio del estado y jefes de departamento en cualquier área pública y dependencia gubernamental. Claro que el ciudadano medio también hace uso de su derecho al descanso, pero lo hace con cierto decoro y hasta preocupación porque entiende que un día no trabajado es un salario mermado.
En fin.
Pero la cosa esta de los puentes la traigo a cuento porque parece que a últimas fechas en Tlaxcala se vive con verdadero furor el amor por los puentes.
Desde inicios de esta administración, se hizo hincapié en tender puentes hacia el progreso, en estrechar lazos de comunicación y bla bla, bla. Por lo menos en una cosa sí cumplieron: hacer puentes. De diversa índole, puentes peatonales, puentes a desnivel, puentes por aquí y por allá. Puentes en donde ni siquiera hacían falta, puentes nuevos demoliendo puentes que no eran viejos ni inservibles.
Los casos más evidentes fueron los de Chiautempan y Atlihuetzía. En el caso de Atlihuetzía, en un inicio se había dicho que iban a ampliar y elevar el puente que conecta Yauhquemecan con San Matías, vamos, el puente de Atlihuetzía. Pero a media obra se hizo evidente que toda esa demolición, todos esos meses de obra y de molestia a los conductores, derivó en un puente igualito al anterior, ni más grande ni más alto ni más seguro que el anterior. Lo que sí cambió, y sustancialmente ha de haber sido el bolsillo de los concesionarios de la obra, y, para no dejar, uno que otro funcionario de gobierno, por no decir que el gobierno mismo representado por ya sabrán. Sospechosamente, y esto es de dominio público, se hizo por ahí de ciertas elecciones, lo que nos lleva a pensar que el desvío de recursos fue en fajos gordos.
Luego vino el puente a desnivel sobre la carretera Apizaco-Puebla. El puentecito aquel costó algunos milloncitos que a decir de los que saben más que yo, no era para tanto. El absurdo es que de haber hecho todo ese movimiento que hicieron de poner semáforos, distribuidores vehiculares fuera del crucero y las debidas adecuaciones a camellones y banquetas, no habría hecho falta construir ese puente elevado que nos lleva de Tlaxcala a Santa Ana. Ah, pero se me olvida: también se hizo en tiempos de votaciones, por lo tanto, ahí hubo otro desvío de… ¿qué les gusta, la mitad de lo declarado? Y eso que uno de los candidatos era el concesionario de la obra. O sea que tanto a su campaña como al partido oficial les cayó el financiamiento como descolgadito de un puente.
Menos mal que aquel no ganó, lástima que los del azul se metieron en masa al congreso, así ni como auditarlos.
Ahora el que se ve que va para largo es, nuevamente el de Atlihuetzía. El anterior había tenido como pretexto que había que hacerlo transitable para llegar al hospital infantil de Tlaxcala. Pero después de terminado se dieron cuenta que quedó igual y entonces, sabios, vieron que mejor hacemos otro con desniveles y columnotas y toda la cosa. Concluyeron una etapa… y se dieron cuenta que faltaba una segunda. Pero después vieron que a un costado hacía falta carretera y en subsiguiente etapa, de una vez nos chutamos otro carril… y de una vez le ponemos a éste su cacho de puente… ¿Y ya que estamos, si le añadimos por aquí un poco de vuelo al pavimento y hacemos que los coches se columpien… ¿Cómo ves compadre si mejor, ya que le rascamos aquí, nos llevamos por las palas mecánicas ese cachito de cerro que nomás está estorbando? Bueno, al fin que también nos llevamos una lana de más ¿no?
¿No tienen ustedes la impresión de que cada puente construido en Tlaxcala tiene altas dosis de improvisación y de planeación sobre la marcha?
O será que, como en el asunto de los puentes vacacionales, se aprovechan las cercanías con los fines de semana, estén o no las circunstancias favorables.

Wednesday, February 06, 2008

Cuando el trabajo es dado a regañadientes y con suspicacias

por estos días a Ángel le han dado la noticia que lleva esperando por más de cuatro años. Pero la encargada de dársela, tuvo la maldita ocurrencia de amargarle el dato con un comentario estúpido. Ya el añopasado esta misma mujer le había escamoteado la oportunidad. Resulta que hubo otras chicas haciendo antesala esperando una oportunidad similar, pero con la diferencia de que ellas ni se habían esforzado tanto, ni llevaban el tiempo que a Ángel le tomó posicionarse. El caso es que en ese entonces, de repente se dio la noticia que fulana y sutana y perengana ya tenáin plaza. ¿Y a las que se fletaron en los eventos? ¿Y las que estaban ahí casi a diario procurando hacerse evidentes? ¿Y las que pusieron a coordinar actividades, ayudar en labores de oficina, decorar cada semana su periódico mural, dar la cara como edecanes en festividades oficiales durante horas?
Una de ellas fue Ángel. Y así, de buenas a primeras la dejaban de lado y le daban el trabajo a otra que brillaba por su ausencia en esos eventos y que tenía la mitad de tiempo haciendo méritos.
En aquel momento Ángel se puso realmente mal. La frustración, el coraje, la humillación que suponía el que no valoraran su trabajo. Creyó, ante este acto discrecional, que la mujerona en cuestión le tenái cierta aversión. Con el paso de las semanas pudo tranquilizarse y averiguar qué le había faltado para ser tomada en cuenta.
Luego tomó la iniciativa de acercarse a otros dirigentes y nuevamente hacer ver su presencia y su necesidad de tener el trabajo. Poco a poco, sorteando toda clase de comentarios mal intencionados y suspicacias, logró llegar al dirigente principal e insistir en que esos cuatro años ya le daban cierto derecho a pedir un espacio en el sindicato. Aquel se comprometió a reparar la omisión anterior dándole un lugar este año.
Ya por octubre le habían pedido sus documentos, pero aquella mujer, le dijo que se esperara, que todavía no era tiempo.
El caso es que este fin de semana, la ya referida le habló por la noche diciéndole que al día siguiente a primera hora llevara sus papeles a la USET, pero que fuera discreta para que las otras chicas de la lista no dijeran que les daban su plaza a las influyentes.
De esta manera, le negaba la satisfacción de recibir su lugar, convirtiéndolo en un favor discrecional. Le amargó el gusto, la hizo sentir que todo lo que había hecho, todo lo que había gastado en ir y venir estos cuatro años no valían nada. Le dejó entrever que sólo porque era una asidua conversadora del lider sindical es que se le daba el chance.
Y todavía peor: dejaba implícita la puya de que seguramente debía esta oportunidad a actos fuera del ámbito laboral, a escapes y cosas menos comentable y dignas.
Y eso, no se vale.

Wednesday, January 30, 2008

Hay veces en que hacen falta...

...ecos de canciones que nutran la nostalgia.
La inevitable sensación de que sin letra estarían mejor ciertos trazos de guitarras, compases de baterías, voces que aullan, coros que acompañan sensaciones gloriosas.
Si todo lo que escucho durante el día se combinara, quizá acabaría encontrando el soundtrack perfecto para el rodaje de mi vida en el escenario cotidiano.
Pero siempre habrá quien se empeñe en destrozar las emociones que genera la música poniéndole letras pendejas.
Y yo que me la pasé seleccionando lo mejor de la música de esta semana en combis, internet, radio y ipods de relativos cuates.
Llegó a valerme madres que fueran Heavys épicos, banales pops radiales, combativos hardcores, megalómanos reggetones o corajudos corridos.
Lo importante fue ubicar la dispersa identidad de esta cosa que me está carcomiendo y que ya no llenan los hipócritas caminos y los personajes que a cada rato ofrecen aventón.
Pinches carreteras a la perdición convenenciera.
Pinches Cadillacs negros y pulidos.
Pinches camionetas rojas retacadas de mariguana.
pinches chevrolets oxidados que transportan mi dolor.
pinches lotes de autos usados/robados que se ofrecen al mejor postor cual putas fugas de espacio-tiempo.
pinches opinadores, pinches todos, pinches ganas de estar chingando la madre, de cagar el palo, de entrometerse en lo que yo quiero sentir/saber/gritar/hacer.
Ah, la de veces que ha de suceder a partir de ahora...
Otra canción sin letra por favor.

Monday, January 21, 2008

A la caza

Atrapando pesos para alimentarme.
Capturando discos para actualizarme.
Afianzando proyectos para ocuparme.
Aprendiendo nahuatl para Estación Xochipitzahuac
Amarrando contactos para publicar tres libros.
Convenciendo gente para hacerles trabajos de diseño gráfico.
Colocando mesas para que los niños de la vecindad pinten lo que gusten pintar.
Levantándome de madrugada para escribir ideas para nuevos cuentos.
Hablando a una veintena de estudiantes de secundaria acerca de lo maravilloso del arte.
Revisando por aquí y por allá para tener la croqueta con qué nutrir a ese flaco fanzine llamado El Perro.

A la caza de lectores, de nuevos amigos, de conversaciones agradables, de sabores estimulantes, de aventuras sencillas que no me compliquen el amor ya comprometido, de texturas que proporcionen al tacto y a la vista mayores satisfacciones.

Cazo de todo, ropavejero de oportunidades.
pescador sin crueles garfios, sin sedal y sin estrategias. Cazo como camino: a la deriva y sin plan determinado.
Así cazo y casos como este son escasos.
Eso creo.

Salud camaradas!!!

Friday, January 18, 2008

muertes, resurrecciones y zombies

Se murió uno de los hombres que en su momento y con su obra contribuyeron a que me enganchara en el Rock; cosa que las vacas sagradas tipo Pink Floyd o The Beatles no lograban en mi niñez.
Kevin Dubrow sería todo lo maleta y arribista y mediocre que quisieran, pero en 1983 fue el único que hizo, con sus gritos y su imagen, que entrara al mundo del heavy.
Lo malo del asunto es que su muerte viene a ser de los más absurda y anodina y chafa. Antaño, morirse de una sobredosis era entrar al olimpo del Rock'n'roll. Ahora, es una verdadera pendejada; y más si se tienen 52 años y tu banda hace lustros que no es tocada ni en las radios de tu país en la sección de recuerdos.
Pero aún así: !Viva Quiet Riot!
Por otra parte, uno de esos animales que andaban las calles sin tantos aspavientos y sin más intención que simplemente vivir, acaba de encontrarse ante un espejo tipo Tezcatlipoca. El Perro fanzine peregrino resucita, y lo hace con toda su carga de huesos roidos y fotocopiados; faltaba más.
Ya se lo encontrarán por una de esas calles una y otra vez acribilladas por un presunto modernizaje urbano, cómplice de jugosos negocios por parte de nuestras autoridades.
y finalmente, encontré una horda de zombis que creí definitivamente sepultados muy a mi pesar.
Encontrarme nuevamente, hace unas semanas, en sendas tocadas barriobajeras me hizo saber que finalmente, el gusano no ha muerto, se enroscaba pernicioso a la espera de seguir fagocitando las entrañas harto podridas de ciudades periféricas a Tlaxcala.
Ahí estaba, muevamente en mi ambiente; hijo pródigo de un sonido subterraneo recibiendo la bienvenida de los que no han salido, ni quieren hacerlo, de la cloaca.
¡Hermanos roqueros, para ustedes será el privilegio de mi zombificación!